Cada caso empieza con una conversación. Lo que más queremos es ayudar a las personas. Por ello, ofrecemos una consulta telefónica o en persona gratuita. Cuando decimos que nuestras consultas son gratuitas realmente es porque lo son, si usted toma la decisión de no contratarnos, sencillamente no nos debe nada. Usted no tiene presión alguna.

A veces su caso es más simple de lo que parece.  Después de una breve consulta, ambos podemos estar de acuerdo que no es necesario que nos contrate. Sin embargo, nos complace simplemente explicarle el proceso y darle algunos consejos para ayudarle a que las cosas salgan bien. Dependiendo de su situación, algunos casos se pueden manejar de forma circunstancial. En casos circunstanciales, usted nos pagará después de que se haya alcanzado un acuerdo.

Para otro tipo de casos, acordaremos una tarifa fija que le dará la tranquilidad de saber el costo de nuestros servicios por adelantado. A lo largo del caso, decidiremos juntos cómo alcanzar el mejor resultado para su caso que satisfaga sus necesidades. El final de sus preocupaciones comienza con una llamada.

Llámenos hoy al (404) 923-0446.

We speak English